La economía Long Tail

octubre 30, 2009 en 4:06 pm | Publicado en Empresa y desarrollo, Marketing, web 2.0 | 2 comentarios
Etiquetas: , , , , , , ,

longtail-212x300

En la próxima edición de The Monday Reading Club hablaremos de La Economía Long Tail de Chris Anderson. En Barcelona nos reuniremos a las 19.00 horas del lunes 2 de noviembre en la Librería Excellence, en la Rambla de Cataluña.

No es fácil explicar los contenidos y el cambio de paradigma que nos explica este libro en un post. Por eso os invito a leerlo y aquí me limito a hacer una breve reseña de sus puntos principales.

Hablamos de cambio de paradigma cuando un modelo determinado, en ciencia o sociedad, es sustituido por otro nuevo. Por ejemplo, la mecánica cuántica sustituyó en física a la mecánica newtoniana. En economía, la economía long tail  puede sustituir (de momento convive, con el tiempo ya veremos) a la economía de mercados de masas. 800px-Long_tail.svg

La economía Long Tail nos habla de cómo las barreras de entrada para la creación y distribución de contenidos han sido casi eliminadas y que de algún modo todos somos creadores. Lo mismo podríamos decir de los productos tangibles o servicios. En este nuevo contexto económico, las ventas y el consumo ya no están concentrados en unas pocas manos (grandes medios, cadenas de distribución) sino que se alarga en una “larga cola” de posibilidades y oportunidades, tal como muestra la gráfica (la zona verde sería la “venta” tradicional” y la amarilla la long tail).

Estamos hablando de un verdadero cambio de paradigma ya que esto supone que se abren numerosos escenarios o “nichos” de productos y contenidos, variados y especializados. Ya no hay un gusto “único”. En la long tail, puedes encontrar aquello que se corresponde con tu propio gusto, no el que manda “la masa”. Puede ser que en algunos aspectos te guste algo de consumo masivo (como por ejemplo, un bestseller), pero a la vez puede gustarte algo muy particular, que no interesa a la mayoría y ahora tienes la oportunidad de encontrarlo (u ofrecerlo!).

Esto nos sitúa en un nuevo escenario macroeconómico, en una verdadera aldea global, en que todavía creo que no hemos visto nada. No estoy diciendo que la economía long tail acabe con los éxitos de venta, pero puede diversificar mucho las opciones y minimizar el impacto de esos éxitos. Como dice Anderson, más es mejor. Cuantas más opciones das a los consumidores, más eligen, no se conforman con menos.

Bienvenidos pues,  a la era de lo particular e individual. Pero no a solas, sino compartido en la web social con otros que tienen los mismos intereses que tú y colaborando a crear conocimiento, gustos, tendencias, etc… Quizás ahora se puede hacer realidad la consigna de “que otro mundo es posible·”. De todos nosotros depende.

Mertxe Pasamontes

Anuncios

Ocio y Cultura

septiembre 11, 2009 en 8:54 pm | Publicado en Medios digitales, web 2.0 | Deja un comentario
Etiquetas: , ,

A raíz de un comentario en Twitter he llegado a un interesante post de Miguel del Fresno que ha provocado un debate que hemos decidido publicar. Si queréis leer la entrada original primero, quedará el resto del debate mejor contextualizado.

avataruoc1Mertxe Pasamontes

Entonces ¿a qué llamamos cultura? ¿A algo descafeinado y masticado para que sea digerible y que se adapta a lo que pueda gustar a la mayoría?

mffM. del Fresno

Efectivamente, esa es en buena medida la tendencia del significado extendido de cultura; independientemente de que individuos puedan tener una concepción diferente. Es el resultado de la investigación.

Viéndolo de otra forma ¿existen conflictos generacionales culturales? Apenas hace cuatro décadas sí los hubo y provocaron importantes cambios sociales en muchos ámbitos. Gracias, por tu comentario

avataruoc1Mertxe Pasamontes

Pues es bastante grave, ya que el conflicto generacional es un gran impulsor del cambio y la evolución. Si los jóvenes crecen ya “aburguesados” ¿quién va a cambiar algo?

mffM. del Fresno

Más que una maduración aburguesada o decadente es a causa del propio relativismo cultural dominante por lo que no hay conflicto, se trata simplemente de decisiones y opciones privadas e individuales, no sujetas a debate. Y por otro lado, a una búsqueda explícita de evitar el conflicto en el seno de las familias. Por decirlo de otra forma, la tolerancia y el deseo de armonía llevado hasta sus últimas consecuencias ha derivado en una completa falta de referencias de qué es y qué no es cultura. Esto no solo afecta a la cultura sino a más aspectos de la vida familiar y social.

avataruoc1Mertxe Pasamontes

Bien la puntualización, pero sigue siendo grave. El progreso “moral”, los cambios sociales se dan en contexto de debate, de opiniones encontradas, de arte crítico, etc. Si no hay nada de eso, se tiende a una uniformización, a una desvalorización generalizada, una especie de todo vale y nada vale a la vez. Y no estoy segura de que eso sea bueno para el conjunto de la sociedad.

mffM. del Fresno

Mertxe, por un lado en mi opinión el consumo está dando pie a una estética y, sin duda, a una nueva economía moral, aunque sea inversa. Por otro lado, como sociólogo -y es como enfrenté la investigación- la tarea es comprender y describir; y es lo que he hecho. Hay disciplinas que son intervencionistas en la realidad, p.e. el Trabajo Social o la Pedagogía, pero desde la sociología o la antropología no se da esa vocación intervencionista sino la de investigar, comprender, describir y explicar. Evidentemente, tengo mi opinión y está muy cercana a la que expones, pero mi trabajo sociológico acaba con el establecimiento de una teoría explicativa de la realidad; juzgar la bondad o perversidad de las conductas y prácticas sociales, nos supera a los sociólogos porque comprender no garantiza necesariamente los resultados deseados ni el poder accionar las palancas y resortes correctos para el cambio o mejora social.

avataruoc1Mertxe Pasamontes

Tienes razón, cada disciplina tiene sus métodos y la sociología describe, como la antropología. Los de Humanidades, como tocamos muchas teclas (aunque creo que ninguna bien, je je), somos más “discutidores”, del debate, de ver cómo se elimina la disidencia (en arte por ej.), como se sacan temas del debate social (en política), que repercusiones morales tiene ciertas actitudes o prácticas sociales (temas éticos)… En fin, un poco meticones, que se dice…

mffPS: Y ahora, que no nos lee nadie, mira el ejemplo de los pedagogos (intervencionistas) dónde han llevado a la educación básica de este país las teorías “buenistas” como bien intencionadas.

PSS: Espero que ningún/a pedagógo/a se moleste, y menos una doctora a la que aprecio mucho.

Espero que os resulte interesante y que sigáis el debate!

Y que también os de una idea de los usos que puede tener la web social y herramientas como Twitter (de la que pronto hablaré un poco más).

Mertxe Pasamontes

Blog de WordPress.com.
Entries y comentarios feeds.